October 19, 2018

Y hoy en “Confesiones de una MadreHadisima”, les tengo esta foto que encontré y que tiene casi 5 años que me la tomé.
Me ven ahí muy arreglada y dejándome llevar por la sesión de fotos que me tomaron para recordar el momento de mi embarazo.
Pero les quiero decir que no me gustó nada estar embarazada, no extraño ni tantito mi panza y la verdad es que para mí no fue el “estado ideal de la mujer”.
Como subí de peso, me dolía los hombros, la rodilla y mi esplada. Tuve náuseas casi hasta entrar al quirófano. No respiraba bien y roncaba como tren.
Nunca me sentí bonita, ni brillante ni con luz.
Entiendo que haya mujeres que les encante y se sientan muy felices.
Yo estaba feliz por esperar a mi hijo, sí estaba muy emocionada pero por llegar al final y tener a mi bebé.
Pero todo el proceso fue algo que no me encantó.
Así que fuera máscaras y hoy tengo el valor de decir que no anhelo esa panza otra vez.
Amo a mis hijos con locura, eso es no lo niego, pero gracias a Dios hoy están acá afuera.

Madre Hadisima

Ver todas las entradas